Now reading
De animales a dioses

Haces o deshaces

De animales a dioses

Dentro de mis temas de interés, temas que me apasionan desde mi profesión como psicóloga y analista de la siempre cambiante condición humana, para establecer sinapsis entre tópicos que directa o indirectamente nos ayudan a tener una mejor convivencia, tengo un ávido sentido de saber y aprender a conocernos mejor desde el lugar que tenemos como sociedad, como ser humano, como parte y juez desde el contexto cultural donde me desarrollo como mujer.

Llego a la Librería Gandhi, las librerías siempre han sido un lugar en donde me siento segura, y simplemente empiezo a curiosear, claro que llego a comprar lo que me recomiendan, pero descubrir un libro poco comercial es lo mío, como ocurrió al toparme con “De animales a dioses” de Yuval Noah Harari. Al revisar la contraportada y encontrar preguntas, ya me gusta la idea y la que más me enganchó fue:” ¿Cómo llegamos a creer en dioses?, ¿en naciones o en derechos humanos?, ¿a confiar en el dinero, en los libros o en las leyes?”.

Lectura recomendada en hacesodeshaces.com
Lectura recomendada en hacesodeshaces.com

Profesor de Historia de la Universidad Hebrea de Jerusalén, el autor, que se había doctorado con una tesis sobre las memorias de los soldados medievales, nos presenta ahora un ensayo divulgativo para determinar los principales hitos de la historia del Homo sapiens, desde su aparición hace 200.000 años hasta el momento actual. Naturalmente, un relato de este tipo lleva consigo señalar sólo los acontecimientos más relevantes, dejar largos periodos casi en blanco y asignar un holgado espacio a la interpretación personal de los hechos. Al mismo tiempo, si quiere garantizarse un público amplio, debe echar mano de unos recursos expositivos que combinen las abundantes lecturas con un lenguaje directo y desenfadado, lo que constituye sin duda uno de los principales atractivos de la obra.

Autor
Autor

Y encuentro que de Homo Sapiens ya estamos en total transición a ser Ciborgs. Estos son seres que se crean para la realización de ciertas funciones biológicas y/o cotidianas, el soporte de la tecnología, por ejemplo, un brazo robótico, un implante para el oído entre otras cosas que todos utilizamos, como los dispositivos móviles del cual nos apoyamos y del cual no estamos haciendo cada vez más dependientes, un subterfugio que atrofia nuestra memoria y con esto el órgano que nos concede el raciocinio, el cerebro.

Por otra parte, dentro de la evolución del Homo Sapiens se explica por qué el egoísmo puede ser una situación altruista, también nos explica la forma en que se originó el concepto de la religión y los Dioses, no de una forma ni simplista ni compleja, lo define de una forma más bien lógica. Nos habla de la realidad del ejercicio de la Infidelidad en los humanos, no justificándola si no explicándola.

El ensayo resulta original y provocativo en numerosos aspectos y propone muchas cuestiones dignas de meditación. Lo más sugestivo es quizá su relativismo (la inexistencia de verdades absolutas suplidas por meras convenciones) y su ateísmo implícito: todas las religiones son meras ficciones, la naturaleza es el reino de la crueldad y no de la ética, «la belleza de la teoría de Darwin es que no necesita suponer la existencia de un diseñador inteligente», como lo es la belleza de la teoría de Laplace en relación con el universo.

Muchos temas que por lo general se evitan tocar, por el miedo a los prejuicios o como justificación para conductas violentas este autor nos lo pone en la mesa de una forma casi jocosa, sin burlas, más bien con ejemplos de una conducta humana que nos hace sonreír y en ocasiones verdaderamente reír a carcajada suelta, esto quiere decir que estamos aprendiendo sobre todo de nosotros mismos.

 

1 Comment

  1. Yazmín Jureidini. junio 15, 2016

    Wow! Martha, ya esperaba yo tus verdaderos temas;
    Y éste siempre será grandioso, que en el reconocimiento de nuestra animalidad, acostumbramos a asirnos a la constante búsqueda de Dios.
    Lo que continuamente me ha asombrado, es encontrar tan buenos análisis sobre la presencia de Dios en nuestra vida, realizados po algunos (estudiosos, obvio) que se declaran ateos.
    Pos, seguiremos aspirando a lo divino!
    que para hacer tierra, bien vale voltear al cielo; Qué no?
    Muchas gracias por compartir tu hallazgo!

¿Qué opinas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these <abbr title="HyperText Markup Language">HTML</abbr> tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>